Estados Unidos.- Ali Gombo, joven de 22 años, perdió sus llaves y murió congelado afuera de su casa en Minesota. Él es una de las víctimas mortales de la ola de frío extremo que azota la región del medio oeste de Estados Unidos y ha paralizado las principales ciudades de esta región.

De acuerdo a medios extranjeros, el hombre habría llegado a su casa el sábado a las 2:30 am tras salir con sus amigos y, al no encontrar sus llaves, intentó avisar a su hermana, con quien vivía.

 

Según vecinos del área, se escucharon gritos de alguien en la calle alrededor de esa hora.

Asimismo, su ropa fue encontrada en la parte trasera de la casa, lo que ha sido tomado como un indicio de que la persona sufrió de hipotermia.

El “desnudo parajódico” es característico de la hipotermia severa. Sucede como una respuesta al frío extremo por parte del cuerpo, que envía sangre caliente a las extremidades y produce una sensación de quemazón, obligando a quien lo sufre a desnudarse.

Esta muerte se suma a otras relacionadas con esta ola de frío polar.

Un hombre de 70 años apareció este miércoles congelado en Detroit, informó la policía de esta ciudad de Michigan, donde se registró una sensación térmica que rondó los 30 grados bajo cero.

Otra de las víctimas del frío polar fue un hombre que cayó fulminado cuando paleaba nieve.

Las autoridades también achacan al mal tiempo la muerte de tres personas que fallecieron en accidentes de tráfico en esta región del medio oeste del país.

Estas condiciones meteorológicas han dejado las calles prácticamente vacías al obligar a la mayoría de las personas a permanecer en sus casas para protegerse del peligro de congelación inmediata.

La mayoría de las empresas decidieron no abrir sus puertas y recomendaron a sus empleados no trabajar, por lo que muy pocos se aventuraron a desafiar el frío polar de 30 grados centígrados negativos, con una sensación térmica de -45.

Las escuelas públicas no abrieron hoy y también estarán cerradas mañana, no hay actividad en las universidades e instituciones públicas.

Inclusive el Servicio de Correos suspendió la entrega y recolección de correspondencia en los cinco estados del medio oeste, imposibilitado de cumplir con su promesa de que “ni la nieve, la lluvia, el calor o la penumbra de la noche” le impedirían realizar sus rondas.

Total8414872